Encontrar un logotipo con el que te sientas identificada y que nada más verlo pienses : ¡Wow! ¡Soy yo! Es complicado. Pero no imposible.

Puede que no aciertes a la primera, tal vez tampoco a la segunda… tal vez tengas que empezar de nuevo trescientas mil veces… Pero te aseguro que el resultado que obtendrás, merece la pena.

Desde que creé Haz Realidad tu Idea llevo dándole vueltas al logotipo, no encontraba la identidad visual capaz de representar las miles de ideas que se amontonaban en mi cabeza. Las he plasmado muchas veces en papel, en corel, he hecho pruebas y más pruebas… pero las musas no estaban de mi parte.

O tal vez era yo misma la que no dejaba fluir la inspiración ¿quién sabe? Pero a raíz del último cambio todo ha vuelto a reajustarse y ¡por fin! Veo mi esencia reflejada en la identidad visual de esta web. Ahora si soy yo, de nuevo conectada.

Ha sido un gran paso, pero no lo he dado de una sola vez. Como siempre, los grandes cambios vienen después de pequeñas reestructuraciones que se van instaurando y asentando poco a poco, hasta que las piezas encajan y sientes que al fin has conseguido lo que estabas buscando.

¿Por qué será que esto sucede justo cuándo dejas de buscar y te dejas llevar por lo que sientes? Yo tengo mi propia teoría, pero me encantaría conocer la tuya si te animas a compartirla conmigo.

Por eso, ahora, desde mi estado actual, dónde siento de nuevo la ilusión, motivación e inspiración necesarias para compartir cosas importantes contigo, quiero contarte cómo ha sido el proceso de gestación y realización de la nueva identidad visual que puedes ver en la web: más vibrante, más dinámica, más alegre, más yo.

Todo empezó con las hojas de laurel y simplificado al máximo. Quería utilizar un símbolo conectado con la naturaleza que pudiese variar de tonalidades en cualquier momento para adaptarlo a las diferentes creatividades que usase en mis campañas y comunicaciones.

 

El lema estaba muy claro: desarrollo personal y profesional para emprendedoras online. El Perro de Papel, mi marca principal, estaba empezando a ser demasiado técnico, 100% enfocado en desarrollo profesional y estrategias de marketing, comunicación, posicionamiento, visibilidad y crecimiento para negocios online.

Pero sentía que necesitaba dar cabida a otra área igual de importante, sin la que la parte profesional cojeaba: el desarrollo personal. Después de todo, mi misión de vida es ayudar a otras mujeres que deciden lanzarse a la aventura de emprender online a encontrar el equilibrio entre todas las áreas de su vida, tanto la personal como la profesional.

Después de muchos tropiezos, he descubierto que si anímicamente no estás bien, es imposible que tu negocio vaya bien. Después de todo tú eres TÚ en todas las facetas de tu vida. No queremos llevarnos los problemas del negocio a casa y viceversa ¿verdad?

Así que decidí compartir todo lo que aprendí sobre inteligencia emocional y gestión del tiempo en el curso certificado de Life Coach que hice en modalidad online en la Escuela Europea de Líderes (todavía me queda el último módulo, pero no se lo digas a nadie). Es increíble como conectar tu vida personal y profesional te hace crecer y evolucionar en todos los sentidos.

Así vino el segundo cambio que, después de hacer el curso de coaching estratégico de Tino Fernández, sentí como 100% necesario. Así apareció el reloj del tiempo con alas de mariposa, simbolizando la libertad y flexibilidad horaria que siempre, desde que emprendí, he perseguido. Y no solo para mí, sino para todas las maravillosas mujeres que han confiado en mí.

haz-realidad-tu-idea-de-negocio-online

 

Pero… seguía faltando algo. Era… ¿cómo decirlo? Demasiado alejado de la simplicidad que llevo buscando durante este último año. Me he vuelto una amante de lo simple ¿qué le vamos a hacer? Cuánto más sencilla es mi vida, más disfruto del camino y menos distracciones me entretienen… Tiene algo de sentido ¿no crees?

Por eso, la última semana de noviembre fue clave. Se acerca el fin de un ciclo y en menos de un mes, empezamos año nuevo. Es hora de planificar, marcar objetivos, analizar resultados… en la parte profesional. Y en la personal… descubrí que no terminaba de sentirme agusto en ciertos aspectos que llevaba arrastrando demasiado tiempo.

El tiempo. Con solo mirar mi logotipo ya podía darme cuenta de que el tiempo era algo que me obsesionaba. Y en la lista de servicios pendientes de análisis para decidir si los eliminaba o no en 2018, tenía anotado con letras gigantes: diseño de webs aburridas. Sí, ABURRIDAS. Me quedé un rato mirando ese adjetivo hasta darme cuenta de la gran incoherencia que escondía.

Yo, que adoro diseñar con webs con alma porque me encanta el desarrollo creativo que representa: ser capaz de transformar en imágenes, colores y tipografías las ideas de otra mujer que, como yo en su día, quiere cumplir objetivos y sueños… pensando en dejarlo porque me consumía mucho tiempo y el método, a veces, me sobrepasaba.

¿Cómo podía ofrecer un diseño web con alma si estaba bloqueada, estresada, desmotivada…? No era coherente, no tenía sentido. Pero seguía sin querer renunciar a ese servicio porque es la parte de mi trabajo que más disfruto. Así que decidí preguntar a mi comunidad, contarles cómo me sentía desde mi vulnerabilidad, recibir todas las opiniones y convertirlas en lo que ahora ves.

haz realidad tu idea negocios online b1200px

He fusionado el servicio de diseño web con alma con los servicios de mentorías estratégicas. Después de sacar todo lo que tenía en la cabeza y ponerlo por escrito me dí cuenta que la parte del proceso que me bloqueaba era: EL TIEMPO. Pero no el tiempo invertido en realizar el diseño, sino el tiempo en el que tenía que estar listo el trabajo.

Sí, los plazos, hablando claro. Si yo misma todavía no había sido capaz de desarrollar mi identidad visual hasta conseguir un logotipo con el que me sintiera 100% identificada… ¿cómo podía decirle a una persona a la que acaba de conocer que tendríamos su web lista en un mes? INCOHERENTE. Al menos para mí.

Claro que podría estar lista en un mes. Una web bonita no se tarda mucho más en diseñar. Un par de preguntas sobre colores, tipografías, propuesta de valor… y lo básico lo tienes. LO BÁSICO para crear una web como cualquier otra, que podría hacer yo o la vecina del quinto que ha aprendido a manejar Photoshop en sus ratos libres.

Por supuesto que he disfrutado cada trabajo que he realizado y he puesto mi corazón en ello pero… cuándo algunas respuestas se centraban en los plazos de modificaciones, instalaciones,… perdía la magia. Y ahora lo veo claramente si echo la vista atrás. Mi misión es crear marcas con alma, conectadas con la esencia de la emprendedora que hay detrás… y ese proceso de gestación, para que sea 100% genuino, es poco probable desarrollarlo en un solo mes…

Y cuándo lo puse por escrito y lo leí en voz alta, lo sentí mío. Y me quité un tremendo peso de encima. Ayer hice la nueva landing: Diseño Web con Alma Mentorizado, para terminar de soltar el bloqueo y enviar la propuesta con el cambio a mis clientas en lista de espera. Lo envié ayer y ya más de la mitad han aceptado.

Tampoco es que sea algo nuevo… de hecho ya he seguido este proceso con algunas compañeras de las mentorías estratégicas que también contrataron el diseño web. ¡Y lo he disfrutado el doble! Porque haciéndolo así, empezando por la parte de conectar contigo misma, tus valores, tus objetivos, tu misión… diseñando las bases de la estrategia de comunicación… ¡es como surge el alma de la marca! 

Y, entonces sí, llega el momento de crear una identidad visual que refleja de forma real y coherente el mensaje que quieres comunicar. Así de importante es trabajar la parte personal para plasmarla en la profesional. Es un proceso precioso ¿verdad?

Así que..

¿Cómo encontrar una identidad visual auténtica que te identifique de verdad?

ENCONTRÁNDOTE A TI. O reencontrándote, como en mi caso. Solo tú puedes saber cuál es tu misión y visión a nivel personal y profesional. Tus valores y necesidades. Los deseos y sueños que te mueven. Tus objetivos y metas a corto, medio y largo plazo.

Cuándo eres capaz de responder con los ojos cerrados, sin tirar de memoria, de forma natural y transparente, para qué decidiste emprender y qué esperas solucionar con tus distintas propuestas a esas personas que decidan confiar en ti… ¡ya lo tienes! Es el momento de diseñar tu identidad visual o de contratar a un diseñador profesional para que la haga realidad.

Antes no. ¿Por qué? Porque no sabes qué mensaje es el que quieres convertir en las tipografías, colores e imágenes que darán vida a tu futura web. Sería como empezar la casa por el tejado ¿no te parece?

 

0 infografia identidad visual conectad contigo

 

Tanto en El Perro de Papel como en esta web he publicado infinidad de artículos sobre este tema, dónde comparto contigo la forma en que puedes empezar a conectar contigo, con tus valores, objetivos, misión, filosofía de vida a nivel personal y profesional.

También tienes mi Test para Emprendedoras que puede ayudarte a descubrir la etapa en la que te encuentras y mi Reto Tu Mejor Versión dónde, en solo 14 días, conectamos con tu YO más profundo a nivel personal y profesional. Es el primer paso para crear un negocio online de éxito conectado contigo, capaz de evolucionar y crecer a la par que lo haces tú.

Y sí, te lo digo por experiencia propia. Ya ves ¡acabo de pasar por uno de esos bloqueos tan trascendentales que te dejan todo patas arriba! Así que ánimo, empieza a trabajar las bases de tu idea hasta tener un plan de ruta con unos objetivos claros con los que te identifiques de verdad, que te hagan sentir mariposas en el estómago y sonreír cuándo los leas en voz alta.

Disfruta del camino, de lo simple que es todo cuándo lo haces desde tu esencia, dejándote llevar por tu intuición e inspiración. La mayor parte de los problemas que surgen ¡los creamos nosotras solas por tratar de ir contracorriente! Recuerda para qué decidiste emprender, qué soñabas conseguir cuándo decidiste saltar y empezar esta aventura. Esa eres TÚ, ahí tienes los cimientos para empezar a crear el negocio de tus sueños.

Si esperabas encontrar un tutorial o un checklist para diseñar una identidad visual memorable ¡lo siento! Es complicado crear una lista de pasos genérica que sirva a todas por igual. Pero hoy he tenido una invitada muy especial en El Perro de Papel que ha compartido con nosotras 7 elementos clave para diferenciarte y brillar online que pueden ayudarte en tus primeros pasos hacia la identidad visual perfecta para ti.

 

Recuerda: Eres lo que comunicas y comunicas lo que sientes que eres. Tú ¿qué estás comunicando a tu público?

Sigue aprendiendo:

conecta con tu mejor versión

Conecta contigo, aprende a aceptarte y quererte tal y como eres, desarrolla al máximo tu potencial y brilla con luz propia.

Reto Gratis de 14 días + Grupo de Trabajo en Facebook+ Actividades Semanales + Sorteos de Sesiones Estratégicas Individuales entre las compañeras más activas y comprometidas

¡Ya estás dentro! Revisa tu correo :) ¡Muchas gracias y feliz día!

Pin It on Pinterest

Share This